Jornadas de voluntariado 1% Nubika 2019

En Nubika trabajamos el Modelo 1+1+1 como parte de la cultura de nuestra empresa y nuestro compromiso con la responsabilidad social corporativa. 

Una parte de este modelo consiste en donar el 1% del tiempo del equipo a labores de voluntariado. Este año hemos decidido invertir ese tiempo colaborando de  nuevo con la asociación sin ánimo de lucro ANSE, Asociación de Naturalistas del Sureste, cuyo fin son la divulgación, estudio y defensa de la Naturaleza y el Medio Ambiente en el sureste español.

Como parte de la cultura de empresa queremos que nuestro trabajo sea lo más exitoso y profesional posible, pero también queremos aportar una parte de nuestro tiempo a labores sociales y medioambientales.

De este modo, decidimos contactar con ANSE y nos propuso participar en su proyecto “Adaptación al Cambio Global de Ecosistemas de Rambla en Ambientes Semiáridos”. Se trata de un proyecto demostrativo, que se está desarrollando para la restauración de una zona con alto valor ecológico para la Región y pretende adaptar el ecosistema de la rambla mediante la eliminación de especies exóticas y posterior sustitución por especies autóctonas.

La jornada tuvo lugar en la Rambla del Cañar, que se encuentra en el municipio de Cartagena, donde pudimos ver de primera mano el gran problema al que se enfrenta la vegetación de nuestra región, la extinción de vegetación autóctona por el efecto de las especies exóticas invasoras. Actualmente, las especies exóticas son consideradas como una de las cinco mayores amenazas de la biodiversidad a nivel mundial, debido al cambio climático. Durante esta jornada estuvimos arrancando caña, una especie asiática invasora, para que las especies autóctonas plantadas puedan crecer y volver a ser la especie que predomine en la zona, además, regamos para garantizar que puedan sobrevivir al caluroso verano murciano.

Desde el equipo de Nubika nos sentimos muy agradecidos con la Asociación ANSE por la gran labor que hacen con la concienciación, y por su trabajo de rehabilitación en todo el litoral de la Región. Por eso queremos que este tipo de acciones consigan llegar más allá y puedan conocerlas más personas.

En Nubika queremos animar a todos a ser partícipes de esta organización y sus actividades. Aquí podéis ver la nota de prensa que publicó la asociación sobre nuestras jornadas.

Os dejamos unas preguntas que le pudimos hacer a la organización ANSE, después de las jornadas de voluntariado.

¿Cuál son las principales líneas de actuación y los principales proyectos que se están llevando a cabo en este momento?

Desde hace años trabajamos tanto en tareas de denuncia por el incumplimiento de las leyes ambientales como en actividades divulgativas y proyectos demostrativos. Actualmente, desarrollamos numerosos proyectos de conservación relacionados con la recuperación de la flora autóctona en distintos tramos del río Segura, ramblas, zonas agrícolas, arenales etc. Conservación y seguimiento de fauna amenazada como murciélagos, cetáceos, aves como la canastera y el chotacabras, peces como la anguila, etc. También, hemos adquirido algunos terrenos en diferentes puntos del Sureste a través de la Fundación ANSE para promover la Custodia del Territorio. Participamos, igualmente, en varios proyectos Life en colaboración con diferentes administraciones y centros de investigación, y participamos en proyectos y actividades con numerosas asociaciones…

¿De qué formas se puede colaborar con la asociación?

Son muy diversas. Muchas personas participan en actividades puntuales de voluntariado sobre alguno de los proyectos más cercanos a su localidad o que más le gustan. Otras lo hacen en diversos programas de conservación de manera continuada. Las hay que aportan su cuota de socio una vez al año y no tienen tiempo para más. Algunas firman convenios de colaboración para desarrollar proyectos de conservación en terrenos de su propiedad. Las que difunden nuestras campañas a través de redes sociales y recogen firmas y donativos de apoyo a campañas y proyectos…Y también hemos tenido donaciones de todo tipo, desde una vivienda hasta embarcaciones, que facilitan nuestro trabajo, aunque también lo hacen más complejo conforme crece la asociación.

Y por último, después de conocer un poco más sobre el Modelo 111, y las acciones que se llevan a cabo cuando las empresas lo incluyen dentro de su cultura corporativa, ¿qué pensáis que este modelo puede aportar?

En nuestro caso, las colaboraciones que hemos tenido hasta el momento, que no son muchas, parecen sinceras y motivadas por un interés real en ayudar aunque sea solo puntualmente en actividades de recuperación de la naturaleza que son positivas para el conjunto de la sociedad. En ANSE procuramos que esas colaboraciones formen parte de proyectos continuados en el tiempo con el fin de que sean útiles a medio y largo plazo. No queremos que se transmita la idea de «salvar la Naturaleza en un día o un rato», sino que «la conservación de nuestro patrimonio natural es un trabajo continuo que exige responsabilidad y mantenimiento en el tiempo».