CRM Cloud para Fabricación y Bienes de consumo. ¿En qué consiste?

CRM cloud Fabricación

Como parte de la estrategia para construir soluciones especializadas para industrias específicas, Salesforce acaba de extender su particular Universo con soluciones para dos nuevas verticales: un CRM cloud para Bienes de Consumo y un CRM cloud orientado a la Industria, Fabricación o Manufactura.

Son los dos últimos sectores en participar de una lista cada vez más amplia. Otras verticales creadas hasta la fecha incluyen finanzas, medios de comunicación, salud, organizaciones sin ánimo de lucro y comercio minorista.

Con estos lanzamientos, Salesforce viene a dar respuesta a procesos de CRM específicos de estas áreas, relativos a los acuerdos de ventas y la gestión de clientes.

Vamos analizar en este post qué valor diferencial aporta cada una de estas verticales: 

CRM Cloud para Fabricación

El objetivo de esta vertical es cerrar la brecha entre los equipos de ventas y operaciones, principalmente. Pero, además, garantiza negocios más predictivos y transparentes. Esto es algo de valorar en un sector en el que los cambios en la demanda de los clientes y del mercado pueden tener un efecto devastador en la facturación final. Comprender lo que está sucediendo en el mercado es imprescindible para salvar estos obstáculos.

Un papel protagonista en el desarrollo de esta nube ha sido la adquisición de la Compañía “Steelbrick”, especialista en soluciones Quote-to-Cash (Q2C), una funcionalidad imprescindible para los casos de fabricación, en el que se invierte mucho esfuerzo en configurar la oferta para un cliente.

 Además, Salesforce ha incluido la vinculación con el ERP de la empresa, sus servicios de analítica basados en Einstein (AI) y opciones desarrolladas para trabajar con partners (te recordamos este post sobre el concepto de PRM y su utilidad)

CRM Cloud para Bienes de Consumo

La segunda vertical, “Consumer Goods Cloud”, tiene mucho que ver con la primera. Ambas están dirigidas a empresas muy vinculadas a bienes físicos que, por su naturaleza, no se dejan irrumpir fácilmente por la innovación digital.

Concretamente, en el campo del retail de consumo, es la ejecución y distribución minorista el que más necesita un CRM que comprenda su actividad. Este CRM Cloud se dirige a los Directores generales de tiendas, compras y logística, jefes regionales, de zona, de tienda, gerentes, proveedores, interproveedores… infinidad de agentes que deben ser coordinados a diario y que, a su vez, deben contribuir a impulsar el crecimiento y maximizar el retorno de la inversión.

En el terreno del B2B la utilidad se advierte con facilidad:

  • – Impulsar la productividad de los jefes de zona favoreciendo que las actividades críticas sean más rápidas, conectadas y personalizadas.
  • – Ayudar a los canales a moverse a la velocidad de los negocios y a generar pedidos de compra adaptados a la realidad.
  • – Acceso a una lista de visitas priorizadas a las tiendas durante el día con las actividades más urgentes y otras sugeridas.
  • – Análisis de la salud del negocio y búsqueda de nuevas oportunidades para sus productos en las diferentes tiendas; procesamiento de devoluciones y encuestas de satisfacción.

En definitiva, el responsable de área dedicará menos tiempo a las actividades de auditoría para centrarse en gestionar relaciones de calidad con los clientes.

En el campo del B2C, la apuesta es un all in en inteligencia artificial: conocer a los consumidores, impulsar su participación, crear valor en la atención de sus problemas y brindar una imagen de servicio personalizado, de gran utilidad e inteligencia.